Durante cuatro décadas el tren de Plazaola unió las capitales guipuzcoana y navarra por medio de sus 84 kilómetros.
Una parte importante (actualmente casi 44 kilómetros) ha sido recuperada como ruta para actividades de ocio. Constituye la denominada Vía Verde del Plazaola, enmarcada en el programa de recuperación de antiguos ferrocarriles. La vía verde discurre entre prados y bosques, tanto autóctonos (robles, hayas, alisedas de ribera...) como de repoblación (pino). Atraviesa los valles de Larraun y del río Leitzaran (declarado Biotopo Natural).
21,5 kilómetros del recorrido discurren por Nafarroa y 22,1 por Gipuzkoa.

44 Km.